Mireia Coll Cuenca. Rondando 2007.

De la misma forma mantuve distancias con Mireia, pero aquello tenia mas implicaciones.

De la misma forma mantuve distancias con Mireia, pero aquello tenia mas implicaciones.

Mireia debia tener mucho mas vivido que yo y solo me propuso sexo. El problema es que yo conocia a su novio. Creo que por aquella alturas ademas me llamaba la atencion Cris, pero eso no lo sabia nadie.

El caso es que por una parte, despues de lo de Alex y teniendo en cuenta que conocia a Salva, su novia y me caia bien,  no me parecio buena idea entrar en ese sitio. Por otra parte, estaba muy bien. Mucha mujer para mi podria haberse dicho si algo asi existiera -que desde mi punto del vista no era el caso – fisica, vital y emocionalmente.

Lo dicho, en realidad no era el caso y yo ya me habia eauivocado lo suficiente en el area de los principios y la moral como para saber que hay cosas que dejan secuelas de por vida y definen quienes somos ante nuestros propios ojos. No quise definirme asi y evite llegar a nada. Pero sentirme codiciado por ella fue agradable ademas de un problema. Aun no se si debi haber aprovechado la situacio, al final eramos adultos y teniamos la opcion de aparcar la moralidad durante una temporada, si eso era posible. Quedare con esa duda de por vida, un resquemor que llevo con mas resignacion que lo que pudo ser una muesca indeleble en mi conciencia. Al menos, el tonteo fue hermoso. Horas de conversacion, parados y caminando sobre lo que queriamos y pros y cons. En fin…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *